Autores: Omar Pacin

encabezadoOMARPACIN

Omarpacinvertical

El autor, Omar Pacin

Omar Darío, nació el 22 de julio de 1972 en la ciudad de Buenos Aires, Argentina, hijo de padre español y de madre argentina. Creció en el barrio La Paternal, en una familia de seis, junto a sus padres, abuelos maternos y su hermano mayor Óscar. Cursó primaria y secundaria cerca de su casa. A los 17 años comenzó a trabajar. Es un hombre de una gran fe católica y simpatizante de River Plate, club de fútbol argentino.

En 1997 pierde a su abuelo Alfonso, su gran amigo y apoyo en su niñez. Siempre mantuvo sus convicciones basadas en la familia, la corrección, la justicia, los amigos; sensible hacia los demás.

En el año 2000 conoce a su gran amor, Isabel en una vacaciones en Miami. En el 2001 pierde a su abuela Sara, otro de sus pilares morales.

Se casa con Isabel en el 2003 y se radica en New York. Omar comienza a adaptarse a todos los cambios y a descubrir las sutiles diferencias entre los distintos países dentro de la cultura hispana. En el año 2005 nace su hija Isabel Mercedes. En 2007, al poco tiempo de bautizar a su hija, pierde a su padre, uno de sus momentos más dolorosos; incrementado por la distancia física que lo separaba del mismo.

Sigue adaptándose a la Gran Manzana, a base de esfuerzo y lucha, logra mejorar en materia laboral. En el año 2009 nace su hijo varón, Christian.

A pesar de la distancia siempre ha estado cerca de su familia radicada en Argentina, apoyándolos y haciéndoles sentir que no existía distancia para el amor.

Omar se caracteriza  por ser un hombre romántico, un defensor de lo justo, con un corazón lleno de amor, que a partir de un poema dedicado a su esposa, fue descubriendo y volcando sentimientos en poesía.

Sentimientos hechos poesía.
Medidas: 6×9 pulgadas (15,25×22,86cm)
Páginas: 106 a tinta negra.
ISBN: 9781507511787
Libro en papel: 10$ en Amazon.com (COMPRAR)
8,69€ en Amazon.es (COMPRAR)
6,60£ en Amazon.co.uk (COMPRAR)

IMG_7073

La relación que intento entablar con ustedes “mis lectores” es algo más parecida a la de compañeros de camino, que a la de un escritor y un lector tradicional. Compañeros de un camino que todos recorremos y que llamamos vida. Alguno de ustedes recordará una frase que escribí hace un tiempo y que decía “Que la felicidad no se consigue por llegar a destino sino por disfrutar del viaje”.

Cada uno de nosotros recorre ese camino como puede, hay partes de ese camino que tenemos la certeza de cómo hacerlo, hay otras que conseguimos un mapa para hacerlo, y en otras necesitamos de alguien que nos guié y en algunas tendremos que recorrerlo en la más cerrada oscuridad, guiándonos exclusivamente por nuestra fe.

Yo no soy un guía, porque los guías saben solo algunas partes del camino y yo intento mucho más que eso. Intento ser un compañero de camino, intento recorre el camino con ustedes, tratando de hacerles el camino más llevadero con una palabra de aliento, con un consejo, con una reflexión o con el solo hecho de dejarles saber que no están solos y que estoy aquí para ustedes.

Por mi parte descubro su compañía cada mañana cuando escribo la frase y descubro como va regándose por toda América y otros sitios del mundo con cada “me gusta” que le dan ustedes. Cuando descubro a personas que casi religiosamente no se pierden de ninguna de ellas, siento la presencia de un lindo grupo de seres humanos que me acompañan en el camino y que, con su sola presencia, me hacen sentir muy afortunado.

¡¡¡Gracias a todos!!! Omar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *